1967, el año en que la Ciudad de México se cubrió de nieve

En estos tiempos se habla mucho del cambio climático, muchos lo ven como algo relativamente reciente, ni si quiera se imaginan el tipo de cosas que pasaban hace tiempo, un claro ejemplo de esto es el día que nevó sobre la Ciudad de México.

El 11 de enero de 1967, ocurrió una de las nevadas históricas en el país que cubrió de blanco las calles de la capital en tal sólo dos horas.

A las dos de la mañana aproximadamente, comenzó a nevar sobre la Avenida Reforma y vistió de blanco el Ángel de la Independencia.

Y no sólo el monumento, sino toda la ciudad se tornó color blanco pues la nevada ocurrida cubrió las calles con hasta 5 cm de altura, en partes del Ajusco llegó a cubrir 60 cm.

Este evento histórico, no sólo afectó a la capital de México, sino que alcanzó a cubrir más territorio del país, principalmente los estados del norte, lo que suscitó el cierre de caminos y carreteras importantes, así como la suspensión de vuelos.

Como es de esperarse, la gente salió a disfrutar y a jugar con la nieve sobre sus casas, retrataron ese histórico momento, y se asombraron con el fenómeno natural.

Los que no se vieron tan divertidos fueron los cuerpos de emergencia, debido a que las nevadas no son un suceso común y no se encontraban preparados para la magnitud del acontecimiento y el cambio tan brusco de temperatura.

De acuerdo a registros, no era la primera vez que sucedía, se señala que anteriormente en 1907 y 1920 también los visitó el hielo.

Ahora, han pasado 50 años desde ese día que para muchos, representó más que un día frío, y con emoción y todavía asombro, recuerdan el día que nevó en la Ciudad de México a pesar de haberse repetido tal suceso dos años después pero no con tanto impacto.

Y aunque existen regiones en el territorio mexicano donde se puede encontrar nieve regularmente no se espera de la capital por lo que en los últimos años, la población de la Ciudad se conforma con la nieve artificial que ocasionalmente les brinda el gobierno.